Bienvenidos !

Esperamos disfruten de nuestro nuevo sitio !




Nativitas


Acompañamos en la búsqueda de respuestas por un camino interior hacia un conocimiento psicológico – espiritual profundo de nuestra historia personal, la cual puede ser redimida y transformada por Jesús y solo a través de él, con su perdón y con su Gracia. A ésto le llamamos "Sanación Interior".






Cómo

Jesús interviene como un arqueólogo, capa por capa, va descubriendo el verdadero y autentico ser - ésto es nuestro "yo" - de acuerdo a la Creación Divina, como mujer y varón.
Ésto lo hacemos a través de enseñanzas y oración “contemplativa” con la Palabra de Dios que «es viva y eficaz» (Heb. 4, 12). Allí se inicia un diálogo, en el silencio interior, lugar donde Dios habla. El hecho de no hablar deliberadamente con uno mismo durante varios minutos – con mente abierta, como dice Thomas Keating–, permite correr la cortina de los pensamientos superficiales, para conocer, en lo más profundo, aquéllo que Dios me quiere revelar; entonces Él, como mi Terapeuta Divino recrea mi historia personal, para que pueda encontrar el camino verdadero hacia la plenitud y felicidad humanas. El hombre, como todo ser viviente, está llamado a «tener vida y tenerla en abundancia» (Jn 10, 10). »






Aportes:

Es muy importante reconocer el aporte de las citas bíblicas, que son el remedio con el que Jesús sana nuestra alma. Ellas han sido obtenidas de materiales elaborados por diversos autores, tales como: Carlos L. Aldunate sj , Ministerio Desert Stream (Aguas Vivas), entre otros.









Quiénes somos ?

NATIVITAS es una Asociación Civil sin fines de lucro, cuya finalidad es contribuir para el bien común de la Persona Humana, en orden a las siguientes acciones:

1.ª Atender a la necesidad de encontrar el camino interior y trascendente , para la sanación y la restauración de la afectividad;

2.ª Restaurar el quebranto causado por la carencia de amor en la formación y la consolidación de la personalidad, y consecuentemente, en aras al pleno desarrollo de la persona;

3.ª Detectar y valorar la perniciosa influencia de la erotización en los medios de comunicación y la primacía del amor erótico-erotizante de la cultura actual, todo lo cual opera en detrimento de la Dignidad Humana;

4.ª Prevenir o tratar –según correspondiere– las adicciones, conductas compulsivas y los trastornos relacionales desde los planos psicológico y espiritual, tanto en niños como en jóvenes;

5.ª Afrontar y asistir de un modo integral a la acuciante problemática de la Adicción Sexual, configurada hoy por hoy bajo múltiples modos de manifestarse, a saber: desviaciones, promiscuidad, abusos y compulsiones, en general; pornografía, pedofilia, trata de blancas, codependencia, desórdenes alimentarios por defecto o por exceso, donjuanismo y violencia de género, en particular.






Logo y nombre

Durante el año 2010 se hizo la opción de cambio del grupo E.F.E.C. (Equipos de Formación de Espiritualidad Cristiana) a NATIVITAS Asociación Civil . Se sumaron nuevos integrantes.
Nativitas, del latín: ‘nacimiento’. Éste es el nombre que se eligió teniendo en cuenta que Jesús vino para «hacernos nacer de nuevo en el agua y en el Espíritu» Jn. 3, 5; «Él es el agua viva que quita la sed de los que buscan el amor en los diferentes ídolos (cfr. Jn. 4, 14-18).
Logo: contiene dos cruces que simbolizan la Cruz de Cristo ( en el logo la cruz blanca) y la cruz de cada uno de nosotros ( en el logo la cruz azul) que se unen y en esa unión está la puerta que representa la Luz del Resucitado. Al atravesarla naceremos de nuevo en Su Espíritu; la circunferencia representa al mundo, en el cual se padece la cruz personal y es el mismo Cristo quien vino al mundo para redimirnos.

La Asociación está consagrada a la advocación de Nuestra Señora del Equilibrio. La misma es para nuestro tiempo – como lo dijo SS. Pablo VI, emocionado, cuando le regalaron una copia (1968)– ésto "es precisamente lo que ahora necesitamos". El original tenía la inscripción: «Santa María del Equilibrio». En esta imágen se ve a la Vírgen de pie, con las palmas de las manos de frente, mostrando una actitud de equilibrio y contención ante los obstáculos, las compulsiones y las dependencias afectivas.
Le pedimos a la Santísima Virgen María, en su advocación de Nuestra Señora del Equilibrio, de un modo especial que nos alcance por su intercesión aquéllas gracias que necesitamos para los desapegos, tales como: paciencia, sosiego, templanza, serenidad, ternura, dominio de sí, delicadeza y calidez.